Cierra Pediaguibel

Hace ocho años los pediatras y enfermeras del centro de salud de Olaguibel iniciamos Pediaguibel como un proyecto digital para facilitar el Programa de Salud Infantil según los criterios de la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap), respetando el código Health on Net (HON), sin conflicto de intereses económicos y sin merma de nuestro horario asistencial. Paralelamente, pusimos en marcha la cuenta de twitter @pediaguibel para mantener una información diaria en beneficio de las familias usuarias de nuestro centro de salud. De aquí también nació la web de apoyo a la lactancia materna y su cuenta de twitter, @lactmat, gestionada por enfermería. Pero Pediaguibel ha llegado a su fin por jubilación de los pediatras promotores.

Nuestra jubilación, como la de otros muchos compañeros, era previsible así como la situación que se está produciendo como consecuencia de la insuficiente tasa de reposición de pediatras que está cuestionando el el futuro de la Pediatría de Atención Primaria fruto de la desidia de las administraciones implicadas, la autonómica y la estatal.

tasarep

Un exponente de esta situación es la oferta de plazas de Pediatría en la convocatoria MIR que no se han incrementado sustancialmente en la última década pese a las jubilaciones y el incremento de la edad media de los pediatras.

mirped

Fuente. http://www.curso-mir.com/especialidades/ped-1.html

En 2007 y 2010 la Asociación Vasca de Pediatría de Atención Primaria (AVPap) denunciaba la falta de profesionales, el envejecimiento de las plantillas y la escasez de plazas MIR de Pediatría pero se ha hecho caso omiso. Tampoco ha servido el informe realizados por la Organización Médica Colegial (OMC) en 2015 en el que establecía que el 25% de las plazas de Pediatra de Primaria están siendo ocupadas por Médicos de Familia/Generales haciendo funciones de Pediatría. Este informe decía que la “Atención Primaria lanza un SOS. Si las administraciones sanitarias siguen haciendo oídos sordos, en menos de 10 años el SNS, tal como lo conocemos habrá dejado de existir y será “otra cosa”, no será una sanidad pública, universal, eficaz, eficiente y resolutiva ya que se está propiciando la descapitalización del recurso más necesario, los Médicos de primaria que, o bien emigran a otros países tras su formación o no la consideran una opción atractiva como especialidad”.

El propio Ministerio de Sanidad en su documento sobre Necesidades de Especialistas 2008-2025 decía que “las dificultades para cubrir plazas, y el déficit más grave que perciben los responsables de los recursos humanos en los Servicios Regionales de Salud es en las dos especialidades de Atención Primaria, pediatría (el déficit representa el 26% de los pediatras en activo) y sobre todo, medicina de familia (36%). Hemos calculado cuántos años tardarían en resolverse esos niveles de déficit al ritmo de plazas MIR convocadas en 2005. Pediatría y Medicina de Familia tienen un problema grave porque requerirían 8 y 9 cohortes respectivamente”.

La crisis económica también sirvió para reducir el gasto en el Sistema Nacional de Salud sin que el País vasco fuera una excepción, sobre todo a expensas de la atención primaria (APS) en comparación con la atención especializada (AES).

gastaps

La AEPap en junio de 2018 presentó los resultados de la encuesta de situación de las plazas de Pediatría en los centros de salud en España. En el País Vasco el 13.21% de las plazas de Pediatría de Atención Primaria estaban cubiertas por médicos no pediatras, siendo Álava la provincia más afectada (29%).

En marzo de 2017 los pediatras de atención primaria de Álava reiteramos que el problema asistencial era grave e hicimos propuestas que han quedado desatendidas.

En marzo de 2018 Osakidetza publicó un documento de trabajo titulado Estrategia para la Atención Primaria en Euskadi en el que planteaba para la Pediatría de Atención Primaria un futuro esplendoroso  previendo que “a medio y largo plazo, la proporción entre oferta y demanda va a permitir dotar a la totalidad de las plazas de atención pediátrica en Atención Primaria de pediatras, llegando a sustituir a los y las especialistas en Medicina de Familia y Comunitaria (MFyC) que actualmente ocupan las plazas y reponiendo las vacantes que se vayan produciendo”. Este comentario, sin datos de recursos humanos que lo justifiquen, contrasta con informaciones más realistas. Por el contrario, la Gerencia de Atención Primaria de la Comunidad de Madrid en su informe estima que para 2022 entre el 30% y el 55% de las plazas de pediatría en atención primaria quedarían desocupadas.

Es triste observar que el mejor modelo asistencial para los niños, la Pediatría de Atención Primaria, como se ha reflejado en revisiones sistemáticas, no tenga recursos suficientes para garantizar su futuro, perdiendo su contenido de promoción de la salud y control de procesos crónicos, por el incremento imparable del número de niños por cupo, al menos en Álava, corriendo el riesgo de convertirse en puntos de atención continuada donde prima la asistencia inmediata en detrimento de una pediatría más eficiente y de mejor calidad.

 

Ramón Ugarte
Pediatra, editor y promotor de Pediaguibel

Vitoria-Gasteiz, 31 de agosto de 2018

 

 

Anuncios